Federico Kauffman prepara libros sobre Chachapoyas para difundir arqueología (*)

Lima, may. 13 (ANDINA).- "Ya extrañaba la arqueología", comenta Federico Kauffman Doig. Vital a sus 80 años de edad, el arqueólogo chiclayano se desempeñó como embajador del Perú en Alemania desde setiembre de 2006 hasta el 22 de enero pasado.

Para su misión diplomática, le valió mucho hablar alemán, idioma que le enseñó su abuela paterna, aunque igual se muestra orgulloso de su madre, descendiente de moches. "Estoy orgulloso de tener la sangre de los tres troncos raciales: europeo, asiático (moche) y africano. Es mi pequeño aporte para combatir el racismo que existe", explica.

Que en la entrada de nuestra sede diplomática en Berlín mandara poner una réplica de la Estela Raimondi habla del énfasis en el tema cultural de su gestión.

>>> Seguir Leyendo... >>>

"He tenido mucha suerte para presentar libros, folletos y ofrecer exhibiciones, conferencias y charlas sobre el Perú durante mi gestión: 2008 fue declarado el Año Internacional de la Papa y recordé en Alemania y otros países europeos que la papa es oriunda del Perú; además, en 2007 se realizó el concurso de las Siete Maravillas del Mundo, en el que Machu Picchu fue una de las ganadoras".

Kauffman publicó, justamente en 2005, Machu Picchu. Tesoro inca, libro en el que explica que el complejo arquitectónico mundialmente famoso era parte de un programa estatal inca para ampliar la frontera agrícola, debido al crecimiento de la población, hacia el flanco oriental de los Andes.

Producto de esta sensibilización sobre el país se contactaron con Kauffman coleccionistas y se logró que 54 tejidos, de diversas culturas precolombinas, retornaran al Perú. Las piezas ya están en poder del Instituto Nacional de Cultura.

El instituto y los libros

Ahora que ya terminó su periplo diplomático, Kauffman está decidido a retomar su interés por la arqueología.

Él lanzará a las universidades la propuesta para crear un instituto de estudios amazónicos, que debe de tener presencia en Lima.

Para el destacado arqueólogo, es el momento adecuado de llevar adelante esta iniciativa, ya que los presidentes Lula da Silva y Alan García incluyen en sus agendas el desarrollo fronterizo y la vía Interoceánica. El instituto planeado, explica, no tendría acento en la arqueología, sino en diversos temas de estudio y divulgación general.

En 2003, editó Los chachapoyas. Moradores ancestrales de los Andes amazónicos peruanos, volumen académico que sintetiza parte de las 14 expediciones que realizó el arqueólogo desde 1980 para reivindicar a los chachapoyas.

Por estos días, Kauffman prepara una versión en síntesis a pedido de Promperú. "Necesitamos más difusión sobre una cultura que ha levantado el coloso arquitectónico de Kuélap y el Gran Pajatén. Ahora que se quiere unir en un circuito las culturas de la costa norte con Kuélap, se requiere esta información".

Para profesores

Kauffman Doig escribió en 1980 el clásico Manual de Arqueología Peruana y ya tiene elaborada una síntesis actualizada de ese material, que la publicará como un manual de consulta para profesores.

En el volumen se explica "la gestación de la cultura peruana", las altas culturas peruanas, que nacieron en los Andes y su prolongación hacia el mar, la costa.

Entrega al Museo de la Cultura del Pan, de Ulm, de un calco de una escena de panificación tomada de un quero de alrededor de 1600.

Derecha, Junto a otros embajadores latinoamericanos en el Instituto Iberoamericano de Berlín.


* Publicado en Andina, el 13 de mayo de 2009.

0 comentarios:

Publicar un comentario