El Reportero de la Historia en el 2014

Haciendo una pequeña pausa en todo, me gustaría compartir con ustedes unas estadísticas sobre este blog. La principal de ellas, el número de visitas que recibió el año pasado: 127,568, lo que representa una media de 350 visitas diarias. Un número bastante magro si tomamos en cuenta que significa un pequeñísimo incremento respecto a 2013, en que registró 126,396 visitas, y un descenso estrepitoso respecto a 2012, en que fueron 157,104.

El 1 de setiembre, que publicamos un especial sobre los 75 años del inicio de la Segunda Guerra Mundial fue el día de mayor audiencia (602 visitas). Muy por debajo de las cerca de 5,000 que registró el 7 de octubre de 2010, en que sacamos otro especial sobre el anuncio de la concesión del Premio Nobel a Mario Vargas Llosa (Debo apuntar que entre el año 2008 y 2010, el ERH tuvo su mejor momento, con una media de 600 visitas diarias.).


>>> Seguir Leyendo... >>>

Los tres posts más leídos el año pasado han sido “Diez libros sobre la Primera Guerra Mundial que todos deberían leer” (19,884 visitas), “Diez películas sobre la Primera Guerra Mundial que deberías volver a ver este año” (1,745 lecturas) y “¿Y si mejor cambiamos nuestro periodismo?” (2,077 visitas). En los más de once años de existencia que tiene este blog, el post más leído ha sido la crónica “El día que Sartre rechazó el Nobel” (23,005 visitas), que publiqué en octubre del 2004 y que volví a republicar el año pasado con ocasión de cumplirse los 50 años del ‘Escándalo Sartre’.

El número de visitantes que tuvo el blog el año pasado fue de 110,235 personas, las mismas que revisaron 165,187 páginas. De estos visitantes, hay que decir que casi 86% fueron nuevos usuarios. La procedencia de estos usuarios puede apreciarse en el siguiente cuadro de Google Analytics, que es de donde he hemos obtenido la información estadística presentada.


Dicho esto, me queda decir dos cosas. La primera de ellas, agradecer a todos aquellos que visitaron el blog y cuyo apoyo significa mucho para el suscrito. Sin este apoyo, lo más probable es que, tal vez, no habríamos llegado a terminar el año.

La segunda, como he dicho reiteradas veces, que cada vez me convenzo más que El Reportero de la Historia cumplió su ciclo y que tal vez ya sea el momento de cerrarlo definitivamente. El descenso de visitas y lecturas como consecuencia de la aparición de otras (y mejores, seamos honestos) páginas y sitios de Historia es evidente. Los números hablan y su argumento es contundente, no hay vuelta que darle. Por otro lado, el esfuerzo y costo que demanda su mantenimiento también. Como he reconocido en varias oportunidades, sin el apoyo del Instituto de Estudios Peruanos (IEP) y del Instituto Francés de Estudios Andinos (IFEA), y el de algunos autores que generosamente nos hacen llegar sus publicaciones, es muy poco probable que los comentarios, reseñas y entrevistas sobre libros de Historia no serían posibles. Revisen ustedes el blog, y comprobarán cuántos libros o autores hemos reseñado o entrevistado el año pasado. En ese sentido, los intentos para conseguir financiamiento (publicidad) para costear el blog, han sido infructuosos. No quiere creer que esto signifique que el público y algunas instituciones cada vez más muestran un desinterés preocupante por la historia.

En todo caso, me alegra pensar que el cierre de ERH será para dar paso a otros proyectos a los que vengo dándole vuelta hace mucho tiempo y a los que quisiera dedicarles tiempo, energía y el poco dinero disponible. Así que, para la alegría de muchos y el pesar de pocos (los pocos y maravillosos amigos que cultivé durante todo el tiempo de existencia del blog), luego de publicar los resultados de la encuesta sobre los mejores libros del año (y dos vídeos pendientes), lo más probable es que venga el adiós definitivo de este sitio que, como dije, cumplió su ciclo.


0 comentarios:

Publicar un comentario