El plagio, ¿por pequeño e insignificante no es plagio?

Esta es la portada del vol. 13 de la "Historia de la república del Perú (1822-1933)", de don Jorge Basadre, en la edición que hizo el diario El Comercio hace apenas cinco años y que tuvo el acierto de actualizarla, agregarle material gráfico y documental extra y sumarle un tomo adicional que cubre el periodo posterior (1933-2000). Por estas razones, esta edición se vendió bastante bien e incluso hoy el mismo diario comercializa una edición electrónica de la colección en PDF que, muy seguramente, ha multiplicado por miles sus lectores. Por esta razón, me sorprende que siendo una colección tan conocida, leída y reimpresa hasta el hartazgo, haya quienes se atrevan a plagiarla, a pasar por propios textos extraídos de ella sin el menor asomo de vergüenza. Y me sorprende todavía más que sea el excongresista Eduardo Salhuana Cavides (Perú Posible), hoy gerente general del gobierno regional de Madre de Dios, el responsable de esta clamorosa omisión de las comillas de rigor y de la mención del autor y título de la obra de donde procede 'su texto'. Y más que sorprender es de lamentar que esta falta a la propiedad intelectual ajena y a los derechos de autor de los herederos de Basadre esté alojada en el sitio oficial del Congreso de la República, con lo que este se convierte, tal vez sin proponérselo, en cómplice del plagio del excongresista. Ojalá se percate de ello y proceda a borrarla de inmediato por respeto a la memoria de un historiador como Basadre.

>>> Seguir Leyendo... >>>

Este es la página oficial del excongresista Eduardo Salhuana en el portal del Congreso de la República. Lo señalado en el recuadro es el texto que resulta idéntico al texto de la Historia de la República. Como se puede ver, por ningún lado se cita o dice que Basadre es el autor de las mismas. Mucho menos se ven comillas.


Este es el texto (vol. 13, pág. 51) de la Historia de la República en la edición que hizo El Comercio hace un par de años. Como se puede apreciar, hasta el título del acápite fue transcrito.


Tal vez por aquello de que 'hay ropa tendida', el excongresista Salhuana omitió lo que aparece señalado en el recuadro negro. El resto, es sencillamente idéntico.


Como dije, yo lo único que espero es que el Congreso borre esta página que es una falta de respeto a uno de nuestros más insignes historiadores y una afrenta al buen nombre de ese poder el Estado.


0 comentarios:

Publicar un comentario